Noticias

Hacia el santuario Divino Niño, por la Ruta de un Milagro

Sin embargo, lo que jamás sospechó Camilo fue que su gratitud hacia la mencionada figura serviría como atractivo turístico al municipio de Constanza galardonado por demás con una exuberante belleza natural, un agradable clima templado tendente al frío, así como la notoria simpatía y hospitalidad de su gente.

Constanza, La vega, República Dominicana.– Dice una expresión, que la gente necesita creer en algo, esta frase le cae como anillo al dedo a Manuel Antonio Camilo, quien erigió una impresionante escultura en una de las montañas más altas de aquí, en gratitud al Divino Niño, pues asegura haber sido curado de una enfermedad terminal.

“En el año 2007 yo fui afectado por un cáncer de colon. Resumiendo, el médico que me opero consideró que ya estaba muy avanzado el cáncer y que ya no había nada que hacer, me desahució” reveló.

Empero, pese a que Chichí Camilo,como se le conoce en su natal Constanza, revela que su fe no era de lo mejor, recibió una extraña revelación, pues testifica que “una noche yo vi delante de mi cama a mi madre que era muy devota del Divino Niño, ella hace varios años que murió, y me dijo apégate al Divino Niño que él te va a curar en realidad.” recordó Camilo.

Fue así como cada día hacía sus oraciones a la citada imagen, que según él todavía conserva en su cartera, hasta que consiguió lo que asegura fue un milagro de sanación.

“como supere esa etapa considere que debía hacer algo en agradecimiento a continuar vivo, entonces hice el monumento al Divino Niño, la hice por agradecimiento a dos cosas, una a mi madre que fue la que me vinculó al Divino Niño y otra al Divino Niño porque considero que esa fue una obra divina el estar vivo por un milagro” testificó, el hombre que se autodefine como un gran devoto de la imagen que simboliza a Jesús en su infancia.

Sin embargo, lo que jamás sospechó Camilo fue que su gratitud hacia la mencionada figura serviría como atractivo turístico al municipio de Constanza, galardonado por demás con una exuberante belleza natural, un agradable clima templado tendente al frio, así como la notoria simpatía y hospitalidad de su gente.

“aquí en la semana vienen cientos de personas, yo nunca imaginé que esto iba a ser así, aquí no solo están viniendo gentes solo de República Dominicana, sino del mundo entero, gente que por internet, que por facebook se enteran y vienen a visitarnos” informó .

Se trata de una escultura tallada por el artista Ramón Osorio, que mide 26 pies de altura y pesa 12 toneladas es, a decir de su ideólogo, el más grande monumento que haya visto de la venerada imagen.

“Esta aquí en nuestro país en Constanza tenemos el Divino Niño más grande que existe en el mundo” resaltó Camilo.

Una Invitación

Cuando venga a Constanza en la provincia de La Vega recuerde visitar el Santuario del Divino Niño para que viva la aventura de conocer la Ruta de un Milagro.